¿Los alimentos ecológicos son mas sanos?

Dado que los alimentos ecológicos cada vez tienen más presencia en las mesas y en las tiendas, muchos se preguntan, ¿de verdad son tan sanos como quieren hacer creer? ¿Tanto se diferencian de los productos convencionales? ¿Por qué habría que comprarlos en lugar de comprar la comida de toda la vida?

Verduras y hortalizas, mucho más sanas

En cualquier verdulería, frutería o centro comercial puedes comprar verduras y hortalizas, y a diario verás como van trayendo nuevas. Esto es lo que se conoce como productos convencionales.

Ahora, ¿por qué una verdura o una hortaliza ecológica será más sana? Para comenzar, la explicación se encuentra durante el proceso de cultivo. Con el objetivo de producir más rápidamente los cultivos para su futura venta, además de hacerlas más fuertes a plagas, el cultivo es expuesto continuadamente a fertilizantes y otros productos químicos. Dichos productos químicos poco a poco van dañando el organismo, además de que pueden afectar a algunas personas si tienen alergia a algún químico en concreto.

En cambio, una verdura u hortaliza ecológica no ha sido tratada con estos productos químicos, sino que el cultivo es totalmente natural, por lo que su consumo es mucho más sano, sin tener que preocuparse por alergias ni que el organismo resulte dañado.

¿Qué ocurre con la carne ecológica?

Aunque está prohibido cebar a los animales con productos cargados de hormonas, muchos son los que siguen haciéndolo, y esto poco a poco va dañando el organismo de los consumidores de carne.

No obstante, en el caso de la cría de ganado ecológico, se usa únicamente una alimentación natural, y durante un proceso largo, se consigue que el animal ya esté listo para convertirlo en la carne que se puede comprar en las tiendas, consiguiendo una carne mucho más sana.

¿Por qué son más sanos?

En primer lugar, dado que los alimentos ecológicos no se someten a ningún proceso químico para su preparación, esto hace que conserven por completo todas sus propiedades minerales y vitamínicas.

Una manzana cultivada de manera ecológica tendrá más nutrientes que una que haya sido cultivada con un proceso natural. Por ejemplo, aportará más cantidad de fósforo al cerebro, mineral indispensable para mejorar la concentración y el fortalecimiento del cerebro, mientras que una manzana convencional apenas dará nutrientes al organismo.

Dado que no se han elaborado con productos químicos no hay que preocuparse por alergias. Los productos ecológicos, entre otras cosas, ayudan:

  • A mejorar la circulación de la sangre, ya que combaten la arterioesclerosis, al mismo tiempo que mantienen sano el corazón.
  • Durante la etapa del crecimiento de los niños son muy buenos, porque al tener más cantidad de potasio y magnesio, los músculos y tejidos se desarrollan mejor. Además, su alto cantidad es fósforo permite potenciar el desarrollo de su cerebro.
  • La leche ecológica no contiene tanta lactosa como la leche que se puede encontrar en los supermercados, por lo que puede ser tomada por los intolerantes a la lactosa.
  • Su contenido en gluten o en azúcar es mucho menor que otros alimentos, por lo que diabéticos y celiacos pueden consumirlos sin miedo.
  • No contienen tantas calorías como los alimentos convencionales, por lo que son ideales para dietas y no hacen que el cuerpo acumulen tantas grasas saturadas.

Una vez que se aprende a distinguir los productos ecológicos y lo empieces a usar a diario, te darás cuenta de que tu organismo está mucho más sano.

Qué opinas?

Otros Productos

Receta de galletas de sirope de arce

Estos son los ingredientes que necesitas para hacer unas galletas con sirope de arce 180 gr. de mantequilla a temperatura ambiente 200 gr. de azúcar…